Esta épica y gigante escultura cuyo nombre es “El famoso gigante Appennino” mitad hombre, mitad montaña, fue construida a finales del siglo XVI por un gran escultor italiano llamado Giambologna.

Esta asombrosa obra se realizó con el fin de crear un símbolo de los famosos Apeninos italianos. Este “Dios” de la montaña, curiosamente llamado Appennino, se eleva 12 metros sobre el suelo de la Villa di Pratolino en La Toscana.

Lo que la gran mayoría desconocía es que esta estatua esconde en su interior un secreto maravilloso. Una gran cantidad de salas con diferentes funciones en su interior hicieron que el coloso volviera a al vida.

El gigante arrojaba agua desde una corriente subterránea y es un rumor el hecho de que en su cabeza se construyó un espacio para situar una fogata de forma que pudiera emitir humo por la nariz.

Se encuentra en la Toscana, Italia, y mide doce metros de alto.

Gracias a este modelo a escala podemos ver las habitaciones que se encuentran en su interior.

En las siguientes fotografías podemos ver lo que hay en su interior

¿Qué opinas de este descubrimiento? déjanos tu opinión en comentarios.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS: