Mucha gente ve el día de su boda como uno de los momentos más importantes de sus vidas. Con tantos recuerdos vividos, puede ser difícil encontrar un momento para darse un tiempo y apreciar el camino que unió a esas dos personas.

Esta novia quería hacer algo realmente especial para demostrar su profundo amor por su marido.

YouTube / LoveWhatMatters

Liz Shoesmith y su marido, Scott, viven en Caringbah, Australia, y los dos se comunican a través del lenguaje de signos ya que él es sordo.

Pero eso nunca fue ningún impedimento, para preparar la boda ambos mimaron cada detalle, lo hicieron todo juntos, menos una cosa… ella le había preparado una sorpresa que él no podía imaginar.

YouTube / LoveWhatMatters

El momento en el que Liz tenía que andar por el pasillo hasta llegar al novio, ella se detuvo al final del pasillo en lugar de reunirse con Scott en el altar. Hay fue cuando Liz empezó con su bonita sorpresa, interpretando la canción “A Thousand Years”.

Cuando empezó la letra, Liz comenzó a cantársela a su marido con el lenguaje de signos. Cada gesto se realizaba con mucha dulzura, llevaba meses ensayando.

Scott se quedó sin respiración y rápidamente comenzó a llorar.

YouTube / LoveWhatMatters

Liz contó a Love What Matters: “No mentiré, estaba aterrorizada antes de empezar la ceremonia. Pero en el momento en que lo miré fijamente, no aparté la vista de él y fue un momento especial entre nosotros dos. Él mantuvo su mirada unos segundos antes de comenzar a llorar durante toda la canción. ¡Ha vuelto a ver el vídeo cientos de veces y todavía llora cada vez que lo pone!

YouTube / LoveWhatMatters

El momento en el que Liz se unió con Scott en el altar él pidió a todos que la aplaudieran sin parar.

YouTube / LoveWhatMatters

Mira toda la actuación en la siguiente vídeo:

¿Qué opinas de este bonito momento?

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: